«Yo amo escuchar que “nadie lo ha hecho antes” porque entonces pienso en que si lo logro significa que seré el primero en realizarlo.»

Arnold Schwarzenegger

Que nadie lo haya logrado antes no significa que nadie lo pueda lograr.

 

Y esto me recuerda la proeza que realizó el 6 de mayo de 1954, Roger Gilbert Bannister.

Este, entonces, estudiante de medicina rompió una creencia limitante que corría por aquella época y era la de que si una persona corría una milla (unos 1.600 metros) en menos de 4 minutos, le explotaría el corazón.

Bannister se cuestionó esta premisa y pensó que por qué tenía que explotar el corazón a los 4 minutos y no un segundo antes o uno después.

Así es que empezó a entrenarse en secreto hasta que logró correr una milla en menos de cuatro minutos. Cuando lo explicó, nadie le creyó; pero el 6 de mayo de 1954, en una carrera atlética en Oxford y ante la presencia de unos 3.000 espectadores, Bannister corrió una milla en 3,59 minutos.

Esta proeza se conoce como la “milla milagro” y supuso romper una falsa creencia limitante hasta el punto que, tan solo unos días después este récord, fue batido por otro atleta.

Bannister demostró que el corazón no explotaba por correr una milla en menos de 4 minutos y esto abrió las puertas para que otros atletas se atrevieran a superar esta marca.

Rellena el formulario y cuéntame en qué te puedo ayudar. Recuerda que la primera sesión es gratuita.

 

No responses yet

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *